Aluminio: pasado, presente y futuro

Aluminio: pasado, presente y futuro

El aluminio es uno de los materiales más usados en el mundo de la construcción. Con un pasado relativamente corto, mitad del S. XIX, en la actualidad es un material básico para el desarrollo de todo tipo de construcciones. La versatilidad del aluminio y sus múltiples aplicaciones como solución constructiva, hacen que este material tenga un presente envidiable.

Las estimaciones de los expertos dicen que hay reservas de aluminio en la corteza terrestre para unos 200 años aproximadamente. Esto hace pensar que el futuro del aluminio como material de construcción sea excepcional.

La evolución de los diseños arquitectónicos, cada vez más modernos y con formas futuristas que requieren de materiales adaptables a todo tipo de condiciones y con unas propiedades especiales, otorgan al aluminio un protagonismo que casi ningún otro material tiene.

El aluminio, gracias a características tales como: ligereza, resistencia, ductilidad, puede ser adoptado como solución a prácticamente cualquier problema de diseño que se plantee. Es por ello que sus aplicaciones no se reducen exclusivamente a su uso en carpinterías como puertas y ventanas. En Dressler Aluminio hemos optado por la utilización de este material en gran variedad de campos, adaptándonos a las necesidades de diseño, del entorno y de los tiempos que corren.

Las posibilidades que ofrece el aluminio son innumerables, y por tanto su utilización se ha visto desarrollada hasta abarcar gran cantidad de elementos en diferentes tipos de construcción. En nuestro caso, no nos hemos limitado a la arquitectura residencial, sino que hemos ido más allá aprovechando todo el potencial del material. Ejemplos claros de esta aplicación son nuestros proyectos ejecutados en los ámbitos de arquitectura, tanto comercial como terciaria, y en la rehabilitación de infraestructuras turísticas.

Grandes estructuras, grandes edificios y grandes elementos constructivos son y serán el destino del aluminio en un futuro a corto y medio plazo. Su utilización en proyectos de grandes magnitudes como elemento diferenciador, en sustitución de otro tipo de materiales obsoletos o anticuados, dará al aluminio el papel que se merece.

En Dressler Aluminio somos conscientes de ello, y es por ello que tanto en el pasado, como en el presente y en el futuro, el aluminio es la base para dotar de eficiencia, durabilidad y calidad a todos los proyectos ejecutados y por ejecutar.

Visite nuestro portafolio y descubra el amplio abanico de opciones que nos brinda el aluminio.

Por | 2017-08-02T15:46:24+00:00 2 mayo 2017|Corporativa, Profesionales|Sin comentarios